PARÁMETROS ESTÉTICOS Y ANÁLISIS DE LA SONRISA

Mamani LD, Mercado S, Mercado J, Ríos K.

Publicado: 30 de marzo de 2018

En la era actual; del culto al cuerpo, a la salud, a la imagen y al bienestar; se debe tener una visión del paciente de manera más holística; en la cual, no solo es esencial considerar la salud y función de los dientes; sino buscar lograr la mayor estética de la sonrisa considerando las necesidades y expectativas de los pacientes. Por ello, en la presente revisión se tiene como objetivo conocer la percepción de los parámetros estéticos que son más evaluados en el análisis de la sonrisa; tanto por los profesionales, como por los pacientes.

En la actualidad, la odontología ha experimentado amplias modificaciones conforme a las exigencias de la sociedad actual, dando lugar, a una visión del paciente en forma más completa; pues la odontología y sus facultativos, han ido evolucionando en cuanto a los métodos de diagnóstico, técnicas de tratamiento, materiales innovadores, equipos de trabajo multidisciplinarios, y conceptos que nos obligan a adentrarnos en una nueva era.

El éxito de un tratamiento estará determinado, en función a la satisfacción de los objetivos estéticos del paciente y el profesional; considerando la belleza en los estándares ya establecidos de proporciones y composiciones.

Diversos estudios se han conducido para evaluar la percepción de la sonrisa alterando los parámetros estéticos que la componen, tales como, forma y color de los dientes anteriores, exposición gingival, arco de la sonrisa, corredores bucales, línea de la sonrisa, entre otros; que fueron valorados por odontólogos generales, especialistas y personas comunes para conocer la coherencia de las expectativas de estos grupos; sin embargo, tienen similares o diferentes percepciones de la estética de la sonrisa, según el parámetro evaluado. Por ello, este artículo tiene como objetivo presentar una revisión de los parámetros más evaluados en el análisis de la sonrisa, y su percepción por los distintos grupos de evaluadores.

MATERIAL Y MÉTODOS Se realizó la búsqueda electrónica de información utilizando la base de datos en salud: Medline, a través de Pubmed; base de datos multidisciplinares: Elsevier, a través de ScienceDirect; biblioteca electrónica: SciELO, Biblioteca Virtual en Salud (BVS); y buscadores académicos como Google académico. La búsqueda de información científica utilizó los siguientes descriptores: MeSH: Medical Subject Headings: (“Dental Aesthetics” AND “Perception”), “Smile”, “Smile Analysis”.

Se tomaron en cuenta los estudios que trabajen con idioma inglés, que contuvieran humanos o fotografías, y que los artículos fueran desde los 5 años anteriores. Se valoraron tipos de estudios de artículos de investigación, estudios piloto y estudio transversal. Para el número de participantes, se incluyeron artículos con seres humanos o fotografías, sin limitaciones en cuanto a la edad, género y raza. En cuanto al tipo de intervención, la atención fue centrada en estudios que indicaran la relación entre los parámetros estéticos y la percepción de los evaluadores.

REVISIÓN DE LA LITERATURA

Evolución de la Estética Dental

El termino estética fue acuñado en 1750 para designar la ciencia del conocimiento sensible de la belleza, a diferencia de la ciencia de la lógica. Esta palabra se ha convertido en un término que escuchamos diariamente en la práctica cotidiana, deriva de la palabra griega “aesthesis”, que significa percepción, sensación y esencia de la belleza y el arte. La constante búsqueda de la belleza y estética se remonta a las primeras civilizaciones; primero con los fenicios (800 a. C.) que hicieron las primeras prótesis dentales elaboradas con dientes de marfil óptimamente tallados y atados con hilos metálicos, llegando a ser excelentes puentes artificiales y luego los etruscos (900 a. C.) tallaban cuidadosamente los colmillos de los animales para simular la forma de los dientes naturales.

El interés en la estética dental era prácticamente ausente durante la Edad Media. No fue sino hasta el siglo XVIII que la odontología fue reconocida como una disciplina separada y se establecieron sus diversas ramas, la población consideraba al dentista como un médico encargado del proceso curativo de las afecciones bucales; y además, como un artífice dedicado a brindar belleza a la dentadura de sus clientes; sobretodo, en aquella época en la que los dientes sanos eran las piezas ideales para portar adornos, artísticamente acoplados con piedras preciosas. Pierre Fauchard (1678-1761) de Francia, el líder del movimiento, junto con varios colegas modernizaron y promovieron la odontología y también abogaron prácticas estéticas.5 En 1936 Pilkington, conceptualizó la estética dental como ¨la ciencia de copiar o armonizar nuestro trabajo con la naturaleza¨; además, ésta se explica como una concepción que se modifica conforme al periodo y cultura en la que viven la personas.

La proporción áurea o proporción divina interviene de una manera muy importante en el tema de la belleza y estética dental. Este término empezó a ser utilizado hace siglos atrás por artistas como Leonardo Da Vinci,( “Sectio Aurea” La sección de oro), el cual dijo que “Ninguna investigación humana puede llamarse ciencia verdadera si no pasa por las demostraciones matemáticas”; se podría deducir que una sonrisa bella, debía tener sus parámetros medibles, luego tenemos a los matemáticos Pitágoras, Luca Paccioli (“Da Divina Propportine” -La Divina Proporción) y KIRU. 2018 Ene-mar; 15(1) 48 – 54 Mamani LD. et al. 50 arquitectos e ingenieros, Fibonacci, con las proporciones en el diseño del arte y la naturaleza.

Esta es una porcion del articulo completo, quieres leer el documento completo? haz click aqui

Comments are closed.
en English
X